El jueves pasado se llevó a cabo la oración colegial del mes, siguiendo el lema de Manos Unidas «El mundo no necesita más alimentos sino más gente comprometida». Se trataba de concienciarnos acerca de las toneladas de alimentos que cada día terminan en la basura inútilmente. En ella, tuvimos la mensual entrega solidaria de alimentos por los grupos de Catecumenado de la casa. Esperemos que nuestra pequeña aportación ayude a las Hermanas de la Cruz con las que colaboramos habitualmente.

314 View